19Enero2018

Viernes, 19 Enero 2018
1:38:14am
  • Absurdos
  • Por Carlos Ramos Padilla

RedFinancieraMX
México/Colaboración especial

 

Podríamos afirmar, todo lo que sume es bueno, al referirnos al Pacto de Civilidad Política firmada por siete agrupaciones en la Ciudad de México. También podríamos añadir, es mejor esto que nada.

Pero resultan planteamientos mediocres para una democracia simulada como la nuestra. Es ridículo que los partidos políticos se vean obligados a firmar un pacto porque no cumplen con la Ley.

Es insultante que los partidos políticos se vean exhibidos como violentos por ellos mismos. Es ofensivo que ante una necesidad de ganar credibilidad se muestra que dos de estos, el Partido del Trabajo y Morena, rechacen como siempre estar ligados a los códigos legales que nos rigen.

MORENA, un partido que destaca por ser el primer en violar las normas en todos sentidos y en todos los lugares, promotor de la defensa de los delincuentes, violentos en sus mitines, descontrolados en la Asamblea, secuestradores de tribunas en la Cámara de Diputados, bloqueadores de avenidas y carreteras, ahora pide cumplir la Ley en un juego de victimización para ganar simpatías a su cuestionada precandidata a la jefatura de gobierno de la Ciudad de México.

Hacen con este pacto, lo contrario que los partidos ofrecen en sus spots, ahí se presentan como los mejores, los más honestos, los más integros y conocedores, pero en la via pública denostan, acusan, difaman, contratan golpeadores y luego, más tarde, firman pactos pacíficos.

No se les cree porque lejos de aportar proyectos, sumarse a iniciativas, son ellos los partidos políticos que los han torpedeado, han dinamitado al país.

Mucho hubiesemos avanzados, incluso en las Reformas Estructurales si no hubiesemos contado sus sus infantilismos.

Seguimos sin Fiscal General de la República, sin Fiscal anticorrupción, porque son sus intereses los que se mueven y porque intentan ocultar eso, su desmedida ambición de poder y corrupción.

Son los que ayer se presentan en tumulto, variopintos a proteger a un gobernador como Javier Corral que viene a hablarnos de corrupción pero esconde en su conferencia de prensa que sólo este fin de semana ahí en Chihuahua asesinaron a 38 personas, pero eso sí, ahí estaban sus personajes títere, golpeando al Gobierno Federal.

Son ellos mismos, los que firman "pactitos" los primeros ne violar las normas electorales, saltarse los presupuestos, abusar de la confianza de los contribuyentes.

Y tiempo al tiempo, ya revisaremos las acusaciones contra otros sin limpiar su casa, ya veremos el número de impugnaciones y gritos de fraude, ya veremos más de los mismo en nuestra bien diseñada democracia para que sólo ellos los partidos sean los que ganen.

Medios

Deja un comentario